Sin acritud

Uno de los mejores chistes que he leído últimamente

Un hombre entra en la habitación con una cabra en los brazos.
Su mujer echada en la cama, está leyendo un libro.
Dice el hombre: ‘Mira cariño, esta es la vaca con la que hago el amor cuando tienes jaquecas’
Le contesta la mujer: ‘Si no fueras tan gilipollas te darías cuenta de que es una cabra’
El hombre sonríe y le contesta: ‘Si no fueras tan gilipollas te darías cuenta de que estoy hablando con la cabra’

Comparte este chiste con tus colegas

Be the first to comment

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.


*